CÁNCER DE PIEL

Existen diferentes tipos de cáncer de piel. El melanoma, aunque menos frecuente que otros tipos, es el que tiene más riesgo de crecer y extenderse a otros órganos. El melanoma se produce cuando las células que dan color a la piel, los melanocitos, crecen de forma descontrolada. Estas células cancerosas se pueden extender a los ganglios linfáticos y a otros órganos.

SÍNTESIS

CAUSAS

la causa de la mayoría de los melanomas es la exposición prolongada a los rayos ultravioletas solares aunque también existe evidencia de que la exposición a los rayos UVA de los centros de bronceado puede causar melanoma.

Además, existen factores de riesgo de desarrollar melanoma como son:

  • piel blanca que se quema más fácilmente con los rayos solares
  • presencia de pecas y lunares
  • antecedentes familiares

DIAGNÓSTICO

los síntomas suelen ser un cambio en algún lunar del cuerpo. Sin embargo, no todos los cambios indican el desarrollo de un melanoma. Existen una serie variaciones en los lunares que son de signos de alarma y que se conocen como el ABCDE:

  • Asimetría
  • Bordes irregulares
  • Color: cambios en el color
  • Diámetro: tamaño mayor de 6 mm
  • Evolución: cambios en el tamaño, la textura, color o incluso sangrado del lunar

El diagnóstico definitivo se lleva a cabo mediante la extirpación del lunar que será evaluado al microscopio por el patólogo. Además, se realizarán estudios moleculares para conocer las características de ese melanoma que ayudarán a guiar el tratamiento.

Las pruebas radiológicas como el TAC y/o el PET-TC nos ayudarán a saber la extensión de la enfermedad.

TRATAMIENTO

  • El tratamiento del melanoma localizado en la piel es siempre la cirugía. Además, se deber realizar una biopsia selectiva del primer ganglio al que drena esa parte de la piel (ganglio centinela) para evaluar si está afectado y si es necesario extirpar más ganglios.
  • El tratamiento del melanoma extendido a otros órganos es fundamentalmente la inmunoterapia y/o las terapias biológicas pero en ocasiones, cuando la afectación a otros órganos es limitada, se puede realizar cirugía para extirpar las lesiones

EVOLUCIÓN

La supervivencia a 5 años tras un diagnóstico de melanoma en fases muy iniciales de la enfermedad es superior al 90%. Cuando el melanoma se ha extendido a ganglios vecinos esta supervivencia se reduce a un 60-70%, mientras que si se ha extendido a otros órganos la supervivencia es de tan solo un 20% aproximadamente.

Artículos sobre el cáncer de piel que podrían interesarte

Ver más

Apoyamos la investigación

Suscríbete a nuestro boletín y te enviaremos recursos e información sobre los últimos avances oncológicos.

¿QUIERES MÁS INFO?